Frase del Dia

Nadie hay tan malo o tan insignificante que Dios no lo ame ni vele por él.

En esto consiste el amor: no que nosotros hayamos amado a Dios, sino que El nos amó a nosotros, y ha enviado a Su Hijo en propiciación por nuestros pecados.


Este artículo fue publicado en Frase del Dia.

Comentarios